Esta modalidad deportiva nos ayuda a mantenernos en forma y gozar de la naturaleza

Los océanos cubren casi dos tercios de la superficie de la Tierra y son un verdadero pilar para la vida. En el Día Mundial de los Océanos (8 de junio) nos gustaría hablarte   del Stand Up Paddle Surf (SUP), una   disciplina acuática entretenida y tonificante con multitud de beneficios para la salud.

Se originó en los años 60, cuando instructores de surf de Waikiki (Hawái) empezaron a emplear esta técnica para tener mayor visibilidad de los aprendices y avisar en caso de olas. Ya en el 2000 algunos hawaianos comenzaron a practicar el surf con remo como forma de entrenamiento.

Ventajas del Paddle Surf

  1. Corrige la postura: en la posición sobre la tabla, las piernas y glúteos se mantienen activos, en especial los cuádriceps. Además, para mantener el equilibrio, nos obliga a flexionar ligeramente las rodillas, adelantar un poco la cadera y alinear espalda y cabeza.
  2. Mejora la capacidad respiratoria: no exige un nivel físico alto, ya que no se realizan movimientos bruscos ni requiere un esfuerzo de intensidad exagerada. Sin embargo, puede mejorar la capacidad respiratoria, porque el esfuerzo acelera el ritmo de respiración.
  3. Tonifica el abdomen: la zona del core o faja abdominal y los músculos del vientre están constantemente trabajando, casi de forma involuntaria. De esta manera, tonificamos el centro de gravedad, potenciando los músculos del tronco y manteniendo la postura adecuada.
  4. Quema calorías: es un ejercicio aeróbico y de fuerza simultánea, lo que conlleva un importante gasto de energía(pueden  quemarse hasta 450 calorías por hora) y ayuda a mantener un peso equilibrado y a prevenir dolencias, como la obesidad y la diabetes.
  5. Favorece la salud del corazón: favorece la disminución de la incidencia de infarto de miocardio y accidente cerebrovascular, gracias al incremento de la frecuencia cardíaca. Cuanto más intenso es el trabajo de brazos y hombros para mover el remo, más se trabaja la capacidad cardiovascular.
  6. Conecta con la naturaleza: al practicarse al aire libre y en mitad del mar, el SUP nos reconecta con la naturaleza. Esto nos ayuda a disminuir el estrés, calmar la mente y brindarnos agradables sensaciones de bienestar.

Los océanos contienen iones negativos, unas partículas cargadas energéticamente con numerosos efectos saludables, que mejoran el sistema respiratorio, el rendimiento intelectual y reducen la fatiga.