La correcta higiene de manos es una medida clave en la prevención de las infecciones, también las provocadas por el nuevo coronavirus

Las manos son la vía más frecuente de transmisión de infecciones. Por ello, llevar una correcta higiene de manos es un procedimiento fundamental para reducir el número de microorganismos en la piel de esta, especialmente ahora con el coronavirus.

El lavado de manos con agua y con jabón es la primera opción, aunque también puede usarse el gel hidroalcohólico desinfectante.

PASOS PARA DESINFECTARSE LAS MANOS

La Organización Mundial de la Salud (OMS) establece 7 pasos para una correcta desinfección de manos.

  1. En la palma de la mano, deposita la cantidad de producto suficiente.
  2. Frota las palmas de ambas manos entre sí.
  3. Frota la palma de la mano derecha contra el dorso de la izquierda entrelazando los dedos y viceversa.
  4. Vuelve a frotar las palmas de ambas manos entre sí, pero esta vez con los dedos entrelazados.
  5. Frota el dorso de los dedos de una mano con la palma de la otra; todo ello agarrándote los dedos.
  6. Frótate el pulgar izquierdo, atrapándolo con la palma de la mano derecha, y luego hazlo al contrario.
  7. Para finalizar, frótate la punta de los dedos de la mano derecha contra la palma de la izquierda, repitiendo la operación al contrario.

Y no olvides enjuagarte y secarte adecuadamente.

CUÁNDO HAY QUE LLEVAR A CABO LA HIGIENE DE MANOS

Según establece el Ministerio de Sanidad, las manos deben lavarse en las siguientes situaciones:

  1. Tras estornudar, toser o sonarse la nariz.
  2. Después del contacto con alguien que estornuda o tose
  3. Después de usar el baño
  4. Después de utilizar el transporte público
  5. Tras tocar superficies sucias
  6. Y antes de comer